Suscríbete al newsletter

Home#TendenciasEdificios capaces de ser una batería

Edificios capaces de ser una batería

¿Podrías imaginar una batería del tamaño de un edificio? Siendo capaz de almacenar una gran cantidad de energía que proviene de recursos renovables como el viento o el sol, y de este modo, utilizarla cuando sea necesario. Los edificios capaces de ser una batería serán una realidad.

​Hormigón recargable

Desde la University of Technology de Göteborg (Suecia), los investigadores Emma Zhang y Luping Thang han revolucionado el compuesto del cemento tradicional que revoluciona el uso de las estructuras para convertirlas en baterías gigantes.

La mezcla resultante está compuesta de, además del cemento tradicional, pequeñas cantidades de fibra de carbono con la finalidad de aumentar su conductividad. Al conjunto se le añade una red de fibra de carbono recubierta por dos metales. Por un lado, encontramos una malla de Hierro para el ánodo. Por el otro lado, la malla está compuesta de Níquel para el cátodo consiguiendo el formato de una batería tradicional en una estructura de cientos de metros cuadrados.

Edificios capaces de ser una batería

Photographer: Yen Strandqvist/Chalmers University of Technology

​Proyecto en sus inicios con mejoras a implementar en edificios capaces de ser una batería

Una vez se ha realizado la construcción en laboratorio de este nuevo compuesto para los edificios capaces de ser una batería se han obtenido los datos. Y como en todo proyecto en el que se empieza, hay que seguir con su evolución para obtener los resultados deseados. Según los investigadores, el compuesto tiene una capacidad de almacenamiento igual a 7 Wh por cada metro cuadrado. Para tener una referencia, las baterías más avanzadas de hoy en día pueden llegar a almacenar 265 Wh / kg.

Todo y estar muy lejos de los resultados óptimos estamos seguros de que en un tiempo no muy lejano podremos empezar a ver las primeras puestas en acción. Rascacielos revestidos de paneles solares y con un corazón de este compuesto de cemento, fibra de carbono, hierro y níquel. Esto significará que los tendidos eléctricos hasta las grandes ciudades podrán desaparecer. Además las propias infraestructuras permitirán el abastecimiento de los distintos servicios de la ciudad.

Hasta ahora conocíamos las casas auto-suficientes, pero si este proyecto evoluciona como el resto de tecnologías, es característica pasará a ser de las metropoli.

Este tipo de descubrimientos nos hace reflexionar sobre los distintos conceptos que están apareciendo ahora mismo. Proyectos de centrales de almacenamiento de energía como los creados por Tesla, debe empezar a evolucionar de nuevo, o quedarse como una alternativa a la aparición de sistemas más eficientes y sostenibles.

Dejando volar la imaginación.

Cuando leo artículos sobre novedades tecnológicas, parte de mi mente empieza a imaginar cuales podrían ser las aplicaciones. En este caso no va a ser una excepción por lo que os dejo un planteamiento al que podéis responder con comentarios en el.

Llevamos tiempo escuchando hablar sobre las carreteras que recargarán los vehículos en alguno de sus tramos. Como se transfiera la energía la energía al medio de transporte es una cuestión que está dando más dolores de cabeza de los esperados, pero el almacenamiento podría realizarse mediante este compuesto propuesto por Emma Zhang y Luping Thang, permitiendo la autosuficiencia de la carretera sin necesidad de llevar por cable la electricidad hasta ese punto.

Por otro lado, espero que tengan previsto un buen aislamiento para evitar contactos no deseados, ya sea con personas en el ámbito metropolitano como con animales en el caso de que la estructura se encuentre en medio de la naturaleza.

No comments

Deja un comentario